Tuesday, April 11, 2006

Gerard Reve 1923 - 2006















Murió Gerard Reve, uno de nuestros escritores más importantes.
Un hombre curioso... muy holandés con un toque loco. Ha sido una extraña mezcla de la cultura calvinista, la homosexualidad y el catolicismo. Ha sido hilárico cómo él sabía combinar lo divino con lo banal. En los años sesenta se convirtió al catolicismo y comparó Dios con un burro, convencido de que él, Gerard Reve, tenía toda la bendición Suya.
Tal vez es algo típico de nuestros Países Bajos muy estrictos y muy severos, nos cuesta sufrir esos inviernos largos como el ambiente calvinista. Provoca un anhelo al lujo y al exótico que para Reve era lo exuberante del catolicismo. Buscó el catolicismo abajo de nuestros "grandes ríos" en un país pequeña - aún más pequeña que Holanda -, donde van a enterrarle el próximo sábado en un pueblo tranquilo, tal vez este sábado un poco menos tranquilo.

Poema de Gerard Reve;

Apología

Cuando yo me convertí al catolicismo,
el pelo que ya se me hizo gris,
de repente se volvió rubio oscuro.
Mi presión bajaba,
mientras mis ingresos anuales a partir de ese día
siguieron creciendo enormemente.
Quedan muchos inconvenientes,
pero con tanta gracia tengo que admitir:
la Iglesia de Roma es la Verdadera Iglesia.

(aprox. 1977)

6 comments:

LaMovidaLiteraria said...

Ana.En respuesta a tu pregunta -Y, ¿qué ha sido el comentario de Efraim Medina Reyes?-te cuento que en los comentarios del blog de Efraim hay referencias a premios ganados por J.J.Junieles con obras escritas por Efraim.Eso en apariencia es falso.

ella y su orgía said...

Acabas de despertar mi interés por este autor.

Abrazo orgiástico.

ana said...

Ella, dime si lo vas a encontrar en Argentina, deben de haberle traducido.

ana said...

Para Ella unas frases bonitas de Gerard Reve;

-Lo han visto- murmuraba-. No ha pasado inadvertido.

La vida ya me encanta y luego aún la vida eterna en el Cielo;
a veces uno se pregunta; ¿con qué lo hemos ganado?

No comía como un perro o como un gato, porque ellos comen muy impecable, ni con el fervor tranquilo de una ave, sino como un animal ignorado, que aún con comerse su presa matada sigue odiándola.

ella y su orgía said...

¿En Argentina? No entiendo.
Por cierto, gracias por las frases bellas de Gerard Reve.

Más besos orgiásticos.

ana said...

Sí Ella, ¿por qué no? ¿Somos tan insignificantes/desconocidos? ¡Muy bien! En Holanda siempre nos consideramos el eje del mundo. Pero, por supuesto, ¡no lo somos!